El uso de los empaques no reciclables o no biodegradables, envía un mensaje distinto a los clientes de que "la marca y su administración no están al tanto de un problema de gran importancia ambiental".

El impulso de la reacción contra los plásticos no reciclables.

Los popotes son el ejemplo más emblemático de un solo uso porque rara vez son necesarios y se desechan en cuestión de minutos. Los movimientos recientes para eliminar los plásticos no reciclables brindan un gran impulso.

Debemos de aprovechar este impulso para erradicar uno de los grandes problemas en el medio ambiente.

Todos los materiales de embalaje tienen impactos ambientales. Algunos tienen mayores impactos al comienzo de su empleo y otros cuando se dejan de emplear.

La mayoría de los materiales tienen un gran beneficio ambiental al ser reciclados. El mayor problema que se debe de abordar hoy es el de crear un valor para los materiales reciclados, reciclables y biodegradables. Ya que muchos de los materiales terminan siendo desperdiciados en el océano y eso afecta en gran parte al medio ambiente.

Muchas empresas están estableciendo objetivos desafiantes para hacer que sus empaques sean reciclables y se comprometen a ayudar con la recolección. Este es un gran comienzo, pero no pueden hacerlo solos.

El empaque ha evolucionado rápidamente en la última década y los sistemas de reciclaje han sentido el impacto de este cambio.

Aprovechemos el impulso de la reacción contra los plásticos de un solo uso y trabajemos juntos para crear un sistema en el que los materiales puedan reutilizarse y así poder cuidar el medio ambiente.

 

 

> Comparte este artículo en tus Redes Sociales... que también le sea útil a más personas.

---- Teléfono: (01 55) 5687-2754

---- WhatsApp> +52 1 3678-4258

---- Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.


Te invitamos a conocer nuestras opciones de protección:

0
0
0
s2smodern